Silla Ergonómica: Postura ergonómica delante del ordenador

Silla Ergonómica: Postura ergonómica delante del ordenador

Silla Ergonómica: Postura ergonómica delante del ordenador

Como sabéis siempre estamos pensando en dar consejos de cómo es correcto sentarse en las sillas en general, y en sobretodo, si la silla es una de tus herramientas de trabajo. Generalmente este caso se da cuando eres estudiante o trabajas habitualmente en oficinas. El hecho de estar correctamente sentado delante del ordenador es fundamental para evitar dolores de espalda, cervicales, etc. Esta es una de las razones por las que siempre recomendamos el uso de una silla ergonómica. Si quieres conocer cuáles son los puntos clave para escoger una buena silla ergonómica, puedes hacerlo en nuestro post anterior.

Hoy queremos hablar de cuál es la mejor postura que tienes que tener cuando te sientas en tu silla ergonómica delante del ordenador, para evitar esas lesiones de espalda y de cervicales que son tan molestas y dolorosas. El principal problema que nos encontramos es que generalmente inclinamos nuestra espalda hacia adelante, con el objetivo de ver más de cerca la pantalla del ordenador y perdiendo la verticalidad de nuestra espalda y columna vertebral.

Postura ordenador no ergonómica

En este caso lo conveniente es que la espalda siempre esté apoyada contra el respaldo de la silla ergonómica, de manera que se mantenga esa verticalidad y no provoque tensiones innecesarias. Realmente el descanso se nota rápidamente. Pruébalo y lo comprobarás!

La posición de la cabeza también es muy importante para evitar estos dolores. Por ello es imprescindible que la parte superior de la pantalla del pc esté en el mismo horizontal que tus ojos, de manera que el cuello no sufra tensiones. Generalmente las pantallas no te dan la opción de colorarlas adecuadamente y tendrás que encontrar algún tipo de soporte donde ubicar la pantalla de tu ordenador de sobremesa, para que alcance esa horizontalidad con tus ojos. Algunos trucos que funcionan bastante bien es colocar un paquete de hojas DINA4 o un libro de los que ya no uses y que te sirva de base.

Postura ergonómica correcta

La distancia hasta el ordenador también es importante para evitar el cansancio durante las horas de trabajo o estudio. Lo recomendable es que tengas la distancia de un brazo desde tu cuerpo a la pantalla, de manera que podrás ver cómodamente el documento que estés trabajando. En el caso que tengas que estar continuamente trabajando con documentos en papel para copiarlos o leerlos mientras trabajas delante del ordenador, os recomendamos que utilicéis un porta documentos vertical que esté paralelo a la pantalla y que te permita no forzar movimientos cuando estás trabajando con ellos a la vez.

Respecto a la postura de los brazos, si has ajustado tu espalda al respaldo de la silla ergonómica, te será bastante cómodo ubicarlos juntos a tu cuerpo y en ángulo de 90º, de manera que la postura global de tu cuerpo al estar sentado en la silla ergonómica te será realmente cómoda. Recuerda que la silla dispone de un modulador de altura que te permitirá poner los antebrazos paralelos al suelo y cumplir con la regla del angulo de 90º. Si la silla que tienes es exclusiva para ti una vez modules tu altura, no deberás tocarla, pero si compartes silla, recuerda antes de ponerte a trabajar o estudiar, modular ergonómicamente tu silla para que se adapte perfectamente a tu cuerpo.

Si los antebrazos los tienes paralelos al suelo, te será fácil escribir o manejar el ratón teniendo las muñecas rectas, de manera que si inclinas ligeramente el teclado, te sentirás muy cómodo realizando esta acción. Existen algunos teclados con una almohadilla previa (al igual que algunas alfombrillas para el ratón) que te permiten descansar las muñecas mucho más. Si trabajas en un puesto donde has de estar escribiendo continuamente o usando el ratón continuamente, es altamente recomendable el uso de estas herramientas.

postura correcta muñecas silla ergonómica

Para posicionar correctamente tus piernas es necesario que una vez estés sentado en la silla ergonómica, tus pies contacten directamente contra el suelo de forma plana y confortable. El ángulo de tus piernas ha de hacer entre 90 y 110º grados. El uso de reposapiés es recomendable para que flexiones tus piernas de forma pasiva, afectando positivamente a toda tu posición.

Por último terminamos como empezamos, la postura de la espalda es muy importante que esté apoyada en el respaldo de la silla. Si la silla es ergonómica, te permitirá ajustar y modular las curvaturas del respaldo, de manera que se adapte lo más posible a tu columna vertebral. Es importante que no queden huecos entre tu espalda y la silla. En el caso que no te encuentres sujeto correctamente prueba a ubicar un cojín trasero para dar mayor soporte a espalda.

Sigue estos consejos mínimos en tu día a día y conviértelos en un hábito. Tu salud te lo recompensará!

 

 


Entradas recientes:

2 comentarios

AÑade el tuyo
  • […] parte de su trabajo. Ya os hemos comentado en anteriores posts muchos consejos de cómo escoger tu silla ergonómica más adecuada y cuál es la postura idónea a tener delante del ordenador. Te lo recordamos […]

  • Peter 23 marzo, 2014 Responder

    Precioso, me encanta cada deltlae.Todo este1 colocado de forma armoniosa y los colores suaves cada vez me gustan me1s, ya sabes Cecilia que siempre he tirado me1s por los tonos e1cidos y subiditos. Naranjas, amarillos, turquesas… debe ser la edad, o la estabilidad pero encuentro que dan dulzura y calma al hogar.Un abrazo,

Deja tu comentario

Post

Cancelar comentario